Download El Olimpismo - 2015 Castellano PDF

TitleEl Olimpismo - 2015 Castellano
TagsKnowledge Sports Ideologies Madrid Olympic Games
File Size34.7 MB
Total Pages310
Document Text Contents
Page 1

EL OLIMPISMO

E
L

O
L

IM
P

IS
M

O
.

H
IS

T
O

R
IA

, F
IL

O
S

O
F

ÍA
, O

R
G

A
N

IZ
A

C


N
,

JU
E

G
O

S
Y

O
L

IM
P

IA
D

A
S

CONRADO DURÁNTEZ

PORTADA-version-2:Maquetación 1 09/06/15 20:42 Página 1

Page 2

Conrado Durántez Corral es Magistrado y
Doctor en Historia, Presidente de la Academia
Olímpica Española, de la Asociación Panibérica
de Academias Olímpicas, de la Academia Olím-
pica de ACNO (Asociación Mundial de Comités
Olímpicos), del Comité Español Pierre de Cou-
bertin y de la Asociación Española de Filatelia
Olímpica. Es también miembro de la Comisión
de Cultura del Comité Olímpico Internacional.

Del campo de la competición deportiva, en
donde durante años ostentó el record del norte
del lanzamiento de disco y estuvo preseleccio-
nado para la especialidad para los Juegos
Olímpicos de Roma, pasó al terreno de la inves-
tigación en 1961, cuando fue designado por el
Comité Olímpico Español, representante oficial
para asistir en Olimpia a la fundación de la Aca-
demia Olímpica Internacional.

Desde entonces se ha publicado 28 obras
sobre la temática olímpica y especialmente
sobre la filosofía y la historia del olimpismo,
destacando entre otras: Olimpia y los Juegos
Olímpicos Antiguos (2 volúmenes, Madrid
1976), Las Bellas Artes y los Juegos Olímpicos
(2 volúmenes en español, francés e inglés, Lau-
sana 1992), Los Vencedores Olímpicos (en es-
pañol, francés, inglés y alemán, Pamplona
1993), Pierre de Coubertin el humanista olím-
pico (en español, francés e inglés, Lausana
1994), y El Olimpismo moderno y su filosofía.
El ideario (en español, francés e inglés, Madrid
2004).

Es doctor Honoris Causa por varias universida-
des americanas (Estados Unidos y Cuba entre
otros) y detenta entre otras distinciones, las
concedidas por el Comité Olímpico Internacio-
nal (Orden Olímpica, Orden Pierre de Coubertin
y Trofeo Deporte y Educación), así como la Me-
dalla de Oro de la Real Orden del Mérito Depor-
tivo de España.

PORTADA:Maquetación 1 27/05/15 21:17 Página 2

Page 155

La ausencia de Juegos ante el cataclismo político no impidió por eso que la
máquina olímpica de manera silenciosa pero incesante siguiera en marcha111.
Antes del inicio de la contienda en la primavera de 1937, Coubertin había di-
rigido una carta al Gobierno del Reich por la que, haciendo constatación del
éxito de los Juegos de la XI Olimpiada, proponía la creación de un Centro de
Estudios Olímpicos al que legar todos sus papeles, documentos y proyectos
no realizados referentes al conjunto del olimpismo renovado para preservarlo
de las desviaciones que contra él se pudieron cometer112. El Instituto Olímpico
Internacional de Berlín que con tal motivo se constituyó, fue un antecedente
inmediato de la Academia Olímpica Internacional en su misión salvaguardadora
de los valores olímpicos113. El organismo inició sus funciones el 1 de abril de
1938 figurando como Presidente el Jefe Nacional de los Deportes, von Tscham-
mer y como Secretario General Carl Diem114. Tarea inicial del Instituto fue la
creación de un Archivo Olímpico como centro recopilador de la organización
deportiva del mundo y la edición de la Olympische Rundschau (Revista Olím-
pica) en la que se refundiría el Bulletin Oficiel del COI que venía emitiéndose
desde enero de 1926 y que publicó su último número en enero de 1936115.
Pero los acontecimientos políticos no habían de permitir larga vida a tan am-
biciosos proyectos, cesando el Instituto en sus funciones “por ahora durante
un año…” según expresaba el último número de la Revista Olímpica que con
el ordinal 24 apareció en octubre de 1944. Los fondos y archivos de la misma
fueron remitidos a Lausana en 1946, en donde pasaron a integrarse en una de
las secciones del Museo Olímpico116.

Pero los espinosos problemas planteados al mundo olímpico con la aguda
crisis política iban a acentuarse con la inesperada pérdida de su valeroso ca-
pitán. El 6 de enero de 1942 el Conde Baillet-Latour pasaba del sueño a la
muerte, en trance repentino. La reciente pérdida de su único hijo, caído en
campo de batalla defendiendo a la patria, fue angustioso sufrimiento que no
pudo superar117. El sueco Sigfrid Edström se hizo automáticamente cargo del
mando en su calidad de Vicepresidente y trató de mantener unidos a los miem-
bros del Comité durante los dramáticos avatares de la contienda. En la XXXIX
Sesión de Lausana el 4 de septiembre de 1946, Edström fue confirmado por
aclamación en la Presidencia, eligiéndose como Vicepresidente a Avery Brun-

Los Juegos Olímpicos modernos

155»

»

111 COUBERTIN, Pierre. Ideario Olímpico, pág. 135.
112 DURÁNTEZ, Conrado. Olimpia, pág. 369.

DIEM, Carl. Historia de los Deportes, pág. 409.
113 DURÁNTEZ, Conrado. La Academia Olímpica Internacional, pág. 28.
114 DURÁNTEZ, Conrado. Olimpia, pág. 370.
115 DIEM, Carl. Olympische Flamme. Tomo I, pág. 316.

DURÁNTEZ, Conrado. Olimpia, pág. 370.
MAYER, Otto. Op. cit., págs. 148, 151 y 152.
DURÁNTEZ, Conrado. La Academia Olímpica Internacional, pág. 29.

116 DURÁNTEZ, Conrado. Olimpia, pág. 371.
117 MAYER, Otto. Op. cit., pág. 161.

Page 156

dage118, otorgándole a aquél un año más tarde la Copa Olímpica en razón a
sus desvelos por el olimpismo119. Como últimos acontecimientos dentro de la
XIII Olimpiada son de destacar la adopción del saludo olímpico por los atletas
en el desfile, que lo harían moviendo la cabeza y no levantando el brazo dada
la coincidente similitud con rituales políticos de entonces dolorosa actualidad,
así como también la constitución de un fondo bibliográfico integrador de la
Biblioteca Olímpica en donde se fusionaron todas las publicaciones depen-
dientes de la esfera de acción del COI.120

XIV. Londres 1948
Firmado el armisticio, tras el silencio de las armas, el COI se volvió a reunir

en Londres, entre los días 21 a 24 de agosto de 1945, bajo la Presidencia del
sueco Sigfrid Edström, otorgándose en aquella Sesión a Londres la organización
de los Juegos de la XIV Olimpiada. Las calamidades bélicas habían dejado en la
historia olímpica dos espacios cuatrienales consecutivos vacíos de Juegos. De
ahí que en Londres el montaje organizativo acusase las implicaciones de la grave
crisis económica que trajo como consecuencia la contienda121. Faltando a uno
de los principios más elementales de la esencia del festival olímpico, las juven-
tudes de Japón y de Alemania no fueron invitadas a participar en los Juegos, al
ser castigados ambos países como agresores con su exclusión122. Los deportistas
fueron alojados en un campamento militar con barracones en Richmond y el Es-
tadio de Wembley fue austeramente acondicionado para los grandes actos cere-
moniales. Los medios disponibles escasos y precarios daban al ambiente la
sensación de triste frustración. Sin embargo, cuando el día 29 de julio de 1948
el joven atleta británico John Mark ganó la arena del Estadio, portando la rutilante
y pesada antorcha de magnesio que para aquellos Juegos se había diseñado, los
impávidos ingleses se olvidaron por un momento de sus tribulaciones y flemá-
ticos convencionalismos y aplaudieron rabiosamente el paso del chisporroteante
fuego llevado por su compatriota123. Los atletas no pudieron permanecer correc-
tamente alineados como en Berlín y rompiendo sus formaciones se apiñaron al
borde de la pista para ver pasar de cerca al corredor.

Historia, Filosofía, Organización, Juegos y OlimpiadasEl olimpismo

«156

118 MAYER, Otto. Op. cit., págs. 161 y 164.
119 MAYER, Otto. Op. cit., pág. 166.
120 MAYER, Otto. Op. cit., pág. 166.
121 HENRY, Bill. Historia de los Juegos Olímpicos, pág. 341.

DURÁNTEZ, Conrado. El Olimpismo y sus Juegos, pág. 58.
CHANDLER, Richard. Historia de los Juegos Olímpicos, pág. 41.
THARRATS, Juan Gabriel. Historia de los Juegos Olímpicos, pág. 581.

122 HENRY, Bill. Op. cit., pág. 342.
THARRATS, J.G. Op. cit., pág. 582.
DURÁNTEZ, Conrado. Op. cit., pág. 58.

123 HENRY, Bill. Op. cit., pág. 343.
DURÁNTEZ, Conrado. La antorcha olímpica, pág. 65.
THARRATS, J.G. Op. cit., pág. 585.

Page 309

Trajano: 62

Trudeau, Pierre: 196, 201, 261

Trujillo, Marqués de (véase José Ál-
varez de las Asturias): 139

Tucídides: 56, 73

Ueberroth, Peter: 213, 214

Umminger: 50

Usher, Harry: 214

Van Der Ploeg, José María: 229

Van Karnebeek, Herman A.: 195

Vance, Cyrus: 204

Vasala, Pekka: 193

Verwoerd, Hendrik: 32

Via-Dufresne, Natalia: 229

Vikelas, Demetrios: 78, 260

Vind, Ivar: 173, 264, 275

Viren, Lasse: 193, 202

Vlasov, Yuri: 171, 178

Von der Goltz, Conde: 148

Von Hindenburg, Paul: 145

Von Tschammer und Osten, Hans:
147, 155

Walesa, Lech: 262

Walrave, Bruno: 259

Wang, Hee-kyung: 222

Weir, Warren: 254

Weissmüller, Johnny: 133, 137

Wieslander, Hugo: 126

Wigman, Mary: 149

Wils, Jan: 137

Witt, Katarina: 227

Wolfermann, Klaus: 194

Wolper, David: 215

Worrall, James: 208

Yamashita, Yasuhiro: 216

Yebes, Conde de (Eduardo Figueroa
Alonso-Martínez): 16

Yeltsin, Boris: 262

Yoon, Tae-woong: 222

Yun, Young-Sook: 222

Zabala, Juan Carlos: 141

Zabell, Theresa: 229

Zahn, Günther: 190

Zatopek, Émil: 157, 159, 162, 163,
164, 202

Zatopkova, Dana: 163

Zimyatov, Nikolay: 209

Zine El Abidine, Ben Ali: 262

Índice Glosario

315»

»

Page 310

EL OLIMPISMO

E
L

O
L

IM
P

IS
M

O
.

H
IS

T
O

R
IA

, F
IL

O
S

O
F

ÍA
, O

R
G

A
N

IZ
A

C


N
,

JU
E

G
O

S
Y

O
L

IM
P

IA
D

A
S

CONRADO DURÁNTEZ

PORTADA:Maquetación 1 27/05/15 21:17 Página 1

Similer Documents