Download Poda de Frutales - Jorge Toranzo PDF

TitlePoda de Frutales - Jorge Toranzo
File Size1.6 MB
Total Pages9
Document Text Contents
Page 2

Municipalidad de San Patricio del Chañar

| 3INTA-EEA ALTO VALLE: PODA DE FRUTALES2 | MODERNIZACIÓN DEL SISTEMA DE RIEGO DE SAN PATRICIO DEL CHAÑAR

PODA DE FRUTALES
Publicado en:
Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria
Centro Regional Patagonia Norte
Estación Experimental Agropecuaria Alto Valle
Ruta Nacional 22, km 1190, Allen, Río Negro, Argentina.
Tel. +54-298-4439000
www.inta.gob.ar/altovalle

© Ediciones INTA, 2015.

Autor:
Técnicos del INTA Alto Valle

Edición, Diseño y Fotografías:
Sección Comunicaciones del INTA Alto Valle

Todos los derechos reservados. No se permite la reproducción

total o parcial, la distribución o la transformación de esta

publicación, en ninguna forma o medio, ni el ejercicio de otras

facultades reservadas sin el permiso previo y escrito del editor.

Su infracción está penada por las leyes vigentes.

Page 3

| 5INTA-EEA ALTO VALLE: PODA DE FRUTALES4 | INTA-EEA ALTO VALLE: PODA DE FRUTALES

INTRODUCCIÓN

Con el objetivo de mantener una posición de competi-
tividad en los mercados, es imprescindible lograr
fruta de calidad, para lo que es indispensable la eje-
cución adecuada de las distintas labores culturales
tales como poda, raleo, riego, cosecha, control de pla-
gas, etc.

La finalidad de este manual es facilitar una guía bá-
sica para el productor y para el podador, destacando
los conocimientos básicos que le permitirán mejorar
su tarea, partiendo de la base que la capacitación es
una herramienta fundamental.

El árbol frutal, como todo ser vivo, pasa por tres eta-
pas, una juvenil, una de pleno rendimiento y otra de
vejez y en cada una de ellas se debe interpretar sus
necesidades.

1. Objetivos de la poda

La poda de un árbol frutal tiene como propósito:

• Lograr estructuras que permitan su entrada en pro-
ducción en el menor tiempo posible.

• Que esas estructuras permitan el mejor aprovecha-
miento y distribución de la luz interceptada. De esta
manera se mejora la formación y diferenciación de
yemas fructíferas y la calidad y cantidad de flores y
frutos. La luz es el único insumo gratuito y muchas
veces el más desaprovechado.

• Obtener cosechas regulares todos los años.

2. La poda y el manejo del árbol frutal

Para lograr los objetivos antes citados se deben tener
en cuenta:

a- La forma del árbol

• La forma siempre debe ser piramidal, las ramas
más largas abajo y acortadas progresivamente
hacia arriba para permitir una buena captación y
distribución de la luz en el interior (Foto 1).

• En las espalderas la altura no debe sobrepasar, la
distancia del interfilar (4 m de calle = 4 m de alto)
y 5 m en los montes libres, altura limitante para
una eficiente aplicación de productos químicos.

• La distancia entre las ramas estructurales debe ser
mayor de 70–80 cm, tanto en los alambres de la
espaldera o en el eje central, como en los puntales
de los montes libres (Foto 2).

b- La edad de las estructuras fructíferas

La mejor fruta se obtiene sobre estructuras fructífe-
ras (dardos, brindillas y ramas cargadoras) jóve-
nes y fuertes. Esto se consigue con renovaciones
permanentes del material vegetal y con buena ilu-
minación.

Foto 1 Foto 2

70
-8

0
cm

Cripp´s Pink - 4 × 1.5 m.

Page 4

| 7INTA-EEA ALTO VALLE: PODA DE FRUTALES6 | INTA-EEA ALTO VALLE: PODA DE FRUTALES

En perales:

Dejar las brindillas sin despunte hasta que estén en-
dardadas y luego de que fructifiquen despuntar en in-
vierno. Esta tarea es importante en la variedad
Williams, por la exigencia de calibre en la fruta. Des-
pués de 4 ó 5 años de producción, renovar eliminando
por completo la rama cargadora.

En la variedad Williams, la fruta se produce tanto en
estructuras fructíferas cortas como en brindillas más
largas de un diámetro entre 8 a 12 mm (Foto 5) y de
30 a 50 cm de largo. La mejor calidad se logra en es-
tructuras ubicadas sobre madera de dos o más años.

En los perales, en general, los crecimientos bien ubi-
cados no deben podarse (ramas de un año que crecen
lateralmente, no erectas), así se preparan para pro-
ducir flores. Una vez lograda esta situación deben
acortarse para obtener la fructificación sobre una
rama firme que pueda soportar la fruta (Foto 6).

Es muy común ver un exceso de crecimiento vegeta-
tivo, brotes erectos (denominados comúnmente chu-
pones) en las partes altas del árbol y laterales bien
iluminados. En estos casos es necesaria la interven-
ción en invierno (poda de invierno) y en primavera-ve-
rano (poda de verano), con el objetivo de eliminar
estos crecimientos innecesarios y permitir una en-
trada de luz a las partes bajas e interiores del árbol
(Foto 7).

3. La poda según la especie, variedad y clon

En manzanos:

• En las variedades como Gala, Pink Lady, Granny
Smith y otras, no hay que despuntar, ya que tienen
la particularidad de producir fruta en la punta de
la brindilla, formar una bolsa y desde ella da otra
brindilla con fruta en la punta y así sucesivamente
(Foto ·3).

• Para los tipos Spur o dardíferos de Red Delicious
(Red Chief, Chañar 90) se debe regular la carga
haciendo un raleo de producciones fructíferas
(dardos) con la poda.

• Para Red Delicious tipo Standard, no despuntar las
brindillas jóvenes hasta que se endarden (pueden
demorar uno o dos años). Una vez endardadas, de-
berán acortarse sobre la fruta o en el último anillo
de crecimiento (Foto 4).

Foto 4

Foto 3

Foto 7

Foto 5

Foto 6

recorte

Page 5

| 9INTA-EEA ALTO VALLE: PODA DE FRUTALES8 | INTA-EEA ALTO VALLE: PODA DE FRUTALES

4. Tipos de poda

a. Según edad de la planta

• Poda de plantación
• Poda de formación
• Poda de fructificación

Poda de plantación

Se efectúa inmediatamente después de la plantación
y estimula el crecimiento de brotes vigorosos. El tipo
de poda dependerá del sistema de conducción ele-
gido, de la densidad de plantación y del tipo de planta
con que se cuente.

Pueden darse diferentes situaciones:

• Sin despunte cuando la planta no se poda (Foto 8).

• Despunte en el momento de la plantación: la altura
de la poda estará indicada según el sistema de
conducción elegido. Tener en cuenta que a medida
que podamos más bajo la planta tendera a producir
un menor número de ramas pero más vigorosas
(Foto 9).

• Despunte retardado: despuntar el eje recién cuando se
inicia la brotación.

Poda de formación

Es la poda que se realiza sólo una vez; cuando el
árbol es joven con el fin de lograr una estructura ade-
cuada para ocupar en forma rápida el espacio asig-
nado y simultáneamente producir fruta.

La poda de formación es clave para controlar el creci-

miento vegetativo y la capacidad de producción de los
frutales.

Desde la formación del árbol, lo más importante es
lograr una distribución de ramas estructurales y fruc-
tíferas que permitan la máxima captación de la luz y
su distribución a los sectores internos e inferiores de
las plantas. Se debe mantener una relación de vigor
de 3 a 1 o superior, entre el eje y las ramas secunda-
rias o entre las ramas secundarias y terciarias.

Poda de fructificación

Es la poda que se realiza todos los años con el obje-
tivo de regular la producción.

Con ella se busca:

• Mantener un alto nivel de regularidad y fruta de cali-
dad todos los años.

• Rejuvenecer constantemente al árbol (estimulando el
crecimiento y la producción de buenas estructuras
fructíferas).

• Retener para limitar el volumen y la altura de la
planta, controlando la forma de la copa de modo que
los árboles que ya alcanzaron el volumen y altura
deseados no continúen su expansión. Esta poda se
puede hacer en otoño con hojas para eliminar ramas
fuertes de la estructura.

• Favorecer la penetración de la luz entre el follaje, que
es un aspecto importante cuanto más desarrollado
se encuentra el árbol y mayor es su vigor.

• Mantener una adecuada relación entre el crecimiento
vegetativo y la producción.

Foto 9Foto 8

Page 6

| 11INTA-EEA ALTO VALLE: PODA DE FRUTALES10 | INTA-EEA ALTO VALLE: PODA DE FRUTALES

b. Según momento del año

Poda en reposo vegetativo o de invierno

Se efectúa cuando la mayoría de las hojas no están
activas y puede tener como objetivo la formación de
la planta o como se dijo en el punto anterior, el ma-
nejo de la fructificación. Es el tipo de poda que se rea-
liza con mayor regularidad, generalmente todos los
años, entre los meses de mayo y agosto.

Poda en verde

Se realiza cuando las plantas están aún con hojas.
Dependiendo del objetivo perseguido, existen dos mo-
mentos diferentes para su realización:

• Poda de primavera temprana (fines de agosto/sep-
tiembre): Para retener crecimiento.

• Poda de primavera tardía (noviembre/diciembre): Se
realiza únicamente para la eliminación de creci-
mientos indeseados (chupones) que compiten con el
normal desarrollo del fruto.

• Poda de verano: Es común realizarla para incrementar
el ingreso de luz en el interior de la planta cuando se
quiere lograr aumento de color rojo. En el caso de
Cripp´s Pink se suele recurrir al deshojado en lugar
de la poda en verde. Otra práctica es despejar la in-
tersección de las ramas laterales con el eje (Foto 10).

• Poda de verano tardía u otoñal.

Se efectúa después de la cosecha para:

• Aumentar la entrada y distribución de la luz dentro del
árbol, sobre todo en la parte interna y baja y de esta
manera conseguir mejor calidad de dardos para la
siguiente temporada. Retener el crecimiento de la
copa, una vez que el árbol ha alcanzado la altura de-
seada y el espacio correspondiente. Eliminar ramas
grandes o cuando hay que retener plantas muy exce-
didas en altura. De esta manera, los crecimientos
que se producen en primavera son más débiles que
cuando la poda se realiza en invierno.

Conviene sacar ramas:

• Que tengan crecimientos erectos y vigorosos (chupo-
nes), habitualmente ubicadas en la parte alta del
árbol (Foto 11).

• Que se superponen con otras o que no guardan distan-
cia suficiente (70 – 80 cm) con la rama contigua.

• Que hayan sobrepasado en exceso la altura deseada.
Conviene siempre retener sobre una ramita o brote
lateral poco vigoroso.

Esta poda se debe realizar tanto en frutales de pepita
como de carozo, incluido el cerezo, siempre y cuando
se den las condiciones mencionadas y por las cuales
sea necesario intervenir.

Foto 11

Foto 10

Page 7

| 13DOCUMENTO TÉCNICO DEL INTA: PODA DE FRUTALES12 | INTA-EEA ALTO VALLE: PODA DE FRUTALES

c. Según tipo de corte

Poda de acortamiento

Consiste en recortar la madera de un año provocando
un mayor crecimiento en el lugar del corte. Cuando se
efectúa en madera de más edad se pueden buscar
distintos objetivos como incrementar el tamaño del
fruto en la zona del corte, limitar la forma de la
planta, etc. (Foto 12).

Poda de entresaque o raleo de ramas

Consiste en eliminar por completo las ramas de un
año o de más edad y su función principal es mejorar
el ingreso y la distribución de la luz. Es una poda que
no produce un incremento localizado del vigor (Foto
13).

Foto 12

Foto 13

Page 8

| 15INTA-EEA ALTO VALLE: PODA DE FRUTALES14 | INTA-EEA ALTO VALLE: PODA DE FRUTALES

MANTENIMIENTO Y CONSERVACIÓN DE LAS HERRA-
MIENTAS DE PODA

Para que puedan mantener una alta calidad de corte
es necesario afilar, ajustar, limpiar, desinfectar y lu-
bricar algunos mecanismos.

Las tijeras y los serruchos deben estar bien afilados
en todo momento para evitar desgarros en la madera.

En las tijeras, esto se realiza pasando una piedra de
afilar a lo largo del bisel derecho de la hoja y elimi-
nando las rebarbas que quedan al otro lado. Este afi-
lado debe ser repetido cada cierto número de horas
de utilización y, como recomendación dependiendo de
la calidad del acero, debería procederse a ello des-
pués de cada jornada de poda.

Los serruchos de poda pueden ser afilados con limas
manuales, de forma rómbica o triangular. También es
importante que tengan traba adecuada para facilitar
el corte.

En las tijeras con perno central y arandelas de fric-
ción se recomienda ajustar la tuerca de retención
para eliminar las posibles holguras producidas por
desgaste de las hojas.

Siempre quedan partículas de madera y resina pega-
das a la herramienta después de usarla, que es nece-
sario limpiar.

La desinfección con productos específicos se reco-
mienda especialmente si hay problemas de infeccio-
nes provocadas por virus que pueden causar
pérdidas en las cosechas.

Cuando las herramientas no van a ser utilizadas du-
rante un largo período, es conveniente guardarlas en
un lugar seco para evitar su oxidación, protegiendo
las partes de cuchillas y puentes con un recubri-
miento de aceite o grasa especial antioxidante.

ÓRGANOS VEGETATIVOS Y FRUCTÍFEROS

El productor o podador debe conocer los órganos ve-
getativos y fructíferos de los frutales y su evolución y
desarrollo, para saber qué cortar e interpretar los po-
sibles resultados obtenidos en la poda.

Dardos. En la zona se denomina así a las estructuras
productivas envejecidas y que portan yemas de flor o
de madera, dependiendo de la alternancia (Foto 14).

Lamburdas (regionalmente conocida también como
dardos). Son ramas muy pequeñas, sin yemas latera-
les, con la base llena de nudosidades y una yema glo-
bosa de flor en la punta que se distingue bien en la
poda invernal (Foto 15).

Bolsas. Son órganos de reserva originados durante la
evolución del fruto en su punto de unión. Al evolucio-
nar pueden dar lugar a yemas de flor, dardos, lam-
burdas o brindillas. No todas las especies tienen la
misma capacidad de producirlas (Foto 16).

Brindillas coronadas. Son ramitas de longitud variable,
terminadas por una yema globosa que es fructífera.
En general se recomienda dejarlas sin despuntar
(Foto 17a y b).

Brindillas no coronadas. Son ramitas delgadas de lon-
gitud variable terminadas en una yema puntiaguda de
madera y su tratamiento dependerá de varios facto-
res (Foto 18).

Chupones. Son brotes excesivamente vigorosos, de
notable desarrollo, que nacen donde la circulación de
la savia es muy intensa. Su crecimiento es vertical y
no dan frutos. Generalmente están ubicados en la
parte superior del árbol. En pocos casos sirven para
reemplazar ramas en mal estado o para vestir una
parte del árbol que está vacío.

Sierpes. Son brotes vigorosos que salen del pie del
árbol o de la raíz y se deben eliminar.

Foto 14 Foto 15 Foto 16 Foto 17a Foto 18Foto 17b

Similer Documents